La hoy omnipresente red informática mundial (www) funciona como una innumerable cantidad de páginas virtuales que se encuentran enlazadas entre sí. A todas las personas que posean un ordenador y una conexión, les es posible acceder a todas ellas a través de Internet. Hay una particularidad notable en estas páginas y es que incluyen enlaces o hipervínculos que dan paso a otras muchas páginas que igualmente circulan en la web.

A pesar de esta normal vinculación, también hay páginas que han perdido todo rastro de conexión con otras, incluso con aquella de la que se originó. A esta clase de páginas desprovistas de conexiones o referencias con otras se las conoce como páginas huérfanas. Es común observar que tampoco poseen enlaces internos de acceso a ellas y no son rastreables por ninguno de los motores de búsqueda conocidos, de ahí la importancia de tener siempre una buena estrategia de linkbuilding en la que se incluyan enlaces internos y externos.

Como consecuencia de haber perdido sus referencias, se puede decir que casi nunca se nota su existencia. Sin embargo, eventualmente (especialmente cuando conoces su dirección exacta) pueden reaparecer en los radares de los buscadores web.

¿Significan algo las páginas huérfanas para los motores de búsqueda?

Puede ser que una página huérfana se produzca porque un propietario no quiere que existan páginas específicas en su sitio, pero al mismo tiempo quiere conservarlas. Como consecuencia dejan de ser visibles a los usuarios. Al no poseer vínculos con el sitio original ya no forman parte de lo que es accesible a los visitantes del sitio. No obstante, siguen existiendo de un modo latente, pero con una dirección URL diferente.

En ocasiones las páginas huérfanas también se crean cuando se producen errores en el proceso de diseño o actualización de un sitio web. Es posible que accidentalmente se omita, borre o pierda un enlace cuando se ingresa nuevos contenidos a una página. Cuando esto ocurre, la página desaparece o se hace no rastreable para el motor de búsqueda que estés usando.

Dicho de manera sencilla, las páginas huérfanas no son buenas para la optimización de los motores de búsqueda (SEO). Los usuarios no pueden encontrarlas cuando recorren un sitio web, y la razón es que no hay un solo enlace que dirija a ese portal. Cuando estos enlaces no existen o no aparecen, los motores de búsqueda deducen que la página carece de importancia.

Además, resultan igualmente contraproducentes en la medida en que los buscadores y, en particular Google, suelen sancionar a todo el sitio cuando nota su existencia. La clave está en que los motores de búsqueda no quieren admitir la existencia de páginas sueltas sin vínculos con un sitio web. Esas páginas huérfanas han sido usadas a menudo para burlar las normas impuestas por los buscadores y posicionar mejor su término de búsqueda o acceso.

 

Encuentra las páginas huérfanas de tu sitio web

La manera más fácil de ubicar páginas huérfanas en tu sitio web es haciendo uso de la herramienta Mapa del Sitio (Sitemaps). Lo que se pretende con esta herramienta es descubrir si tu sitio incluye todas y cada una de las direcciones URL que has dispuesto que contenga. Al mismo tiempo, se puede utilizar para ver si incluye URL que pudieran no ser registradas por un bot (rastreador) de los motores de búsqueda.

Otra manera de encontrar páginas huérfanas es acudiendo a las herramientas que provee y usa habitualmente Google: El crawler Lynx, Google Search y Google Analytics. De estos recursos se vale normalmente este navegador para localizar una muy variada cantidad de información de la web, incluyendo las páginas huérfanas. Otra manera, aunque un tanto más complicada y difícil, es conocer e ingresar la dirección URL exacta de la página que estás buscando.

 

Cómo puedes evitar las páginas huérfanas

Si tienes una página que te costó trabajo crear y mantener, es natural que quieras conservarla. Entonces, si esa publicación aún tiene cosas que aportar a tu sitio y tienes todavía confianza en su contenido, existe una manera simple de reciclarla. De lo que se trata es de hacer que su contenido vuelva a estar orientado al usuario y para ello solo debes evitar “dejarlas huérfanas”. Para alcanzar esto, solo debes volver a vincularla mediante un enlace al sitio web.

Otra manera de preservarlas aunque no estén orientadas a los usuarios, es convirtiéndolas en una especie de nota a pie de página. Estas publicaciones ocuparían el lugar en el que toda página web incluye secciones como: Contáctenos, Ayudas, Preguntas frecuentes, Acerca de nosotros, Política de privacidad, etc. Esta es una solución que puedes intentar con las páginas que no deseas mantener al frente de tu sitio.

De esta manera, garantizas que los motores de búsqueda no te sancionen y las páginas seguirán apareciendo en tu web. Al mismo tiempo, estarías preservando su acceso porque es raro que un usuario se ocupe de revisar cada pie de página de las web que visitan.

 

Importancia de las páginas huérfanas para el SEO

Hemos dicho arriba que esta clase de páginas no son beneficiosas para los sitios web porque su rastreo se apoya en los enlaces que contiene. Si una página no incluye links entrantes o salientes, esa página no aparecerá en la “estructura de árbol” de la construcción del portal. Como resultado, los motores de búsqueda la identificarán como una página aislada o huérfana y tal vez les cree dificultades para rastrear la información solicitada.

Más allá de esto, representan un dilema respecto de la visibilidad, confiabilidad, derroche de recursos, pérdida de contenidos y hasta de tráfico de la información. Para un sitio web tener un par de páginas huérfanas apenas representa un problema. Las cosas cambian sustancialmente cuando estas páginas se toman una buena cantidad de espacio del sitio. Se plantean inconvenientes de comunicación, enlaces y localización de la información.

 

Por estas razones y algunas más, la optimización de un portal para que no genere páginas huérfanas es un asunto de importancia. Su existencia y permanencia jamás van a resultar beneficiosas al sitio donde se alojan, por el contrario, cuando son demasiadas, por lo general, perjudican. Si quieres ofrecer un sitio accesible y claro al usuario, evita las páginas huérfanas.

Deja un comentario

Wow look at this!

This is an optional, highly
customizable off canvas area.

About Salient

The Castle
Unit 345
2500 Castle Dr
Manhattan, NY

T: +216 (0)40 3629 4753
E: hello@themenectar.com